• 22 abril, 2022

Cómo elegir un hosting para tu página web

Tiempo de lectura: 12 minutos

¿Tienes un proyecto o negocio y has decidido darle visibilidad online? Si quieres crear un sitio web seguramente ya sepas que lo primero que debes hacer es contratar un servicio de web hosting. Pero ¿cómo elegir un hosting para tu página web?

Es muy válido que te lo preguntes y muy importante que investigues antes de tomar esa decisión. Verás, el mercado del web hosting es muy competitivo y encontrarás muchas opciones, ¿cómo saber cuál es la mejor alternativa para ti?

Por eso, en este post te contaré todos (realmente todos) los puntos a considerar para que sepas qué hosting elegir según tus necesidades y evites pérdidas de tiempo y dinero.

Sigue leyendo y aprende cómo elegir el mejor hosting para tu sitio web. ¡No te lo pierdas!

que hosting elegir

¿Sabías? Se estima que el 95% de las ventas se realizarán a través del comercio electrónico en 2040. Por eso es vital que todo negocio cree su sitio web y apunte al e-commerce. ¡Vas por buen camino!

Puntos clave para elegir un buen hosting

Como seguramente ya sabes, el web hosting es un servicio de alojamiento web que almacena todo el contenido de cualquier página web para que esté disponible en Internet 24/7, cada vez que un usuario lo solicita.

No nos extenderemos sobre la definición en este post, pero si quieres aprender más sobre qué es el hosting y cómo funciona, te recomiendo que empieces leyendo este artículo: ¿Qué es el hosting?

Aquí hablaremos del siguiente paso, que es cómo elegir un buen hosting.

Antes que nada:

1. Conoce tus propias necesidades

No podrás saber cómo elegir el hosting adecuado o el mejor proveedor de hosting para ti a menos que sepas cuáles son las características y necesidades de tu sitio web.

Esta es una buena guía de las preguntas que debes responder antes que nada:

  • ¿Qué tipo de sitio web tienes en mente? ¿Qué funciones quieres que tenga? Puede ser un blog, una tienda online, un aula virtual, etc.
  • ¿Cuántas visitas diarias/mensuales estimas que tendrás? Y aquí no nos referimos a que desees tener miles de visitas diarias, sino al número realista que sabes que tendrás. Si lo tuyo es un emprendimiento reciente es distinto a si tienes un negocio con muchos clientes que está migrando al entorno digital.
  • ¿Qué formatos de contenido subirás? ¿Texto, imágenes, videos? ¿Cuántas imágenes, cuántos videos aproximadamente?

Responde estas preguntas e intenta imaginar tu web con el mayor nivel de detalle posible. Mientras más definido tengas lo que quieres, más fácil será descubrir cuál es el mejor web hosting para ti.

2. Aprende a distinguir un buen hosting de uno malo

En el mercado del web hosting te encontrarás con muchas opciones, descuentos, cupones, reseñas auténticas y reseñas pagas que intentarán decirte cuál es el mejor proveedor de hosting en base a su «experiencia» (muchas veces significa que han recibido dinero a cambio de la recomendación).

En este post no hay nada de eso. Primero te mencionaré los aspectos esenciales, esos que sí o sí debes tener en cuenta y que todo web hosting te ofrecerá porque es propio del servicio. Al final, como bonus track, hablaré de los puntos que pueden marcar realmente la diferencia entre un web hosting y uno regular.

Y es que la diferencia entre un hosting promedio y uno que realmente funcione para ti no está en el tamaño de la empresa, ni en su popularidad, ni en sus precios, sino en los beneficios extra que ofrece y en la atención personalizada a sus clientes.

Por eso, quédate hasta el final (o scrollea hasta abajo si eres ansios@) y descubre lo que no te dicen otros artículos.

Ahora sí, dicho esto, veamos los puntos principales al momento de decidir cómo elegir un hosting para tu página web.

que hosting elegir

1. Disponibilidad (uptime)

La disponibilidad se refiere a la cantidad de tiempo que el sitio está disponible en la web. Es decir, permite que cualquiera haga clic y pueda ingresar a la web en tiempo y forma, 24/7.

Aunque pueda parecer una obviedad, sólo con un buen porcentaje de disponibilidad puedes asegurar que tu página esté disponible siempre. Caso contrario, si los servidores del proveedor no son muy estables, puede suceder que alguien intente ingresar y no pueda (y cada visita perdida equivale a una posible venta perdida).

Sin embargo, también es cierto que nadie puede prometer un uptime del 100% porque sería deshonesto. Siempre existe la posibilidad de que ocurra algún problema, por pequeña que sea.

¿Entonces? Elige un hosting potente y estable que te asegure mínimo un 99% de disponibilidad.

Nota: además de perjudicar al negocio y disminuir las visitas de tu web, una mala disponibilidad también es penalizada por Google y afecta tu posición en el buscador. No querrás que eso suceda.

2. Espacio de almacenamiento

Otro aspecto que debes considerar para saber cómo elegir un hosting para tu página web es la cantidad de espacio que ofrece.

A diferencia del punto anterior, aquí no depende tanto del proveedor sino de las necesidades de tu proyecto.

Según el propósito de tu sitio, las funcionalidades que quieres que ofrezca y la cantidad de archivos que tendrá, necesitarás más o menos espacio de almacenamiento.

Si hiciste la tarea previa y ya sabes todo eso será más fácil calcular el espacio o pedir asesoramiento a soporte técnico para que te ayuden a elegir el mejor plan para ti.

Afortunadamente, todas las empresas de web hosting ofrecen planes adaptados a las necesidades de cada proyecto, sea pequeño, mediano o grande y podrán ofrecerte el que más se adapte a tus necesidades.

Si el servicio tiene espacio en disco ilimitado, como ofrecemos en todos nuestros planes, ¡puedes relajarte y pasar al siguiente consejo!

3. Ancho de banda

El ancho de banda de un hosting se refiere a la cantidad de datos que pueden ser transferidos durante un lapso de tiempo.

A mayor ancho de banda, más capacidad para hacer llegar el contenido de tu web a los dispositivos de los visitantes.

A menor ancho de banda, más posibilidades de que, superada la capacidad, tu web se caiga o no cargen los elementos multimedia.

Es decir, para saber cuál es el ancho de banda que necesitas deberás considerar estos dos puntos:

  • Tráfico esperado
  • Cantidad de archivos multimedia

Mientras más tráfico y contenido multimedia tenga tu web de manera simultánea, mayor será el ancho de banda consumido.

¿Cómo saber cuánto ancho de banda necesitas? Aunque parece un cálculo complicado, por fortuna existen opciones que ofrecen ancho de banda ilimitado, con lo cual no deberás preocuparte. El hosting se asegurará de que jamás te quedes offline.

4. Velocidad de carga

La velocidad de carga es otro de los puntos que los usuarios toman -muchísimo- en cuenta y Google, en consecuencia, también.

¿Sabías que los usuarios no esperan más de 2-3 segundos para ingresar a un sitio web? Esto significa que si no tienes una velocidad de carga optimizada perderás visitas y posicionamiento en Google.

Investiga si el servicio de alojamiento de sitios web que quieres contratar ofrece una buena velocidad de carga y, una vez que lo hayas contratado, haz chequeos de velocidad con herramientas como PageSpeed Insights.

como elegir un buen hosting

5. Atención al cliente

Si bien colocamos a la atención al cliente como un aspecto esencial de web hosting, en realidad no todos los proveedores lo ofrecen. O, por lo menos, no cualquier servicio de web hosting ofrece soporte técnico personalizado, en tiempo y forma y en tu idioma.

Quizás una gran empresa tiene un chatbot muy sofisticado, pero no te permite comunicarte rápido con una persona real. Tal vez la respuesta demora un día, o dos, y está en inglés con palabras muy técnicas.

¿Qué pasa entonces? Por que ante cuestiones como la caída de tu web cada minuto que pasa cuenta.

La respuesta es: necesitas un proveedor de hosting que esté ahí cuando lo necesites y que demore como máximo una hora para darte soporte especializado.

¿Te suena muy exigente? Pues, al elegir un web hosting, el soporte debería ser una de las primeras características en las que te fijes, en especial si no tienes experiencia en sitios web. Puede que tengas decenas de dudas mientras subes tu contenido y diseñas tu web y, creéme, no será agradable no tener un soporte estable y dispuesto del otro lado para darte una mano.

La disponibilidad del proveedor para ayudarte puede marcar la diferencia entre una crisis resuelta rápidamente o muchas horas con tu sitio web caído. Por eso, consulta cómo funciona el soporte del servicio que estás pensando contratar y también qué canales te ofrece la empresa para que contactes y solicites ayuda.

No es por presumir, pero en Neolo sabemos lo importante que es esto y por eso hacemos públicas nuestras métricas de atención al cliente. En ellas se puede ver que respondemos la gran mayoría de las consultas en ¡menos de una hora! Nuestros clientes nos importan y mucho.

6. Panel de control

El panel de control es la plataforma desde la que gestionas todo lo que sucede en tu web, los servicios asociados y donde solucionas cualquier inconveniente que se presente.

Es importante que tu proveedor de hosting te brinde un panel de control de calidad y fácil de usar. Algunos de los paneles más recomendables son cPanel y Plesk. Prioriza a las empresas que te ofrezcan estas opciones.

como elegir el mejor hosting

7. Precio del servicio

Sabemos que el precio es un factor clave, en especial para emprendedores, por eso es importante que elijas una opción que te ofrezca una buena relación precio-calidad.

Y tú podrías preguntarme ¿Qué pasa con los hosting gratuitos? ¿Por qué no elegirlos?

Si te has encontrado con opciones de hosting gratuito, debes saber que si quieres crear un sitio web serio y con potencial de crecimiento, no podrás hacerlo con una opción grauita, porque:

  • Ofrecen un servicio muy limitado
  • Cuando descubres que no puedes crear el sitio web que necesitas, puede que te ofrezcan versiones pagas para ampliar funcionalidades
  • Su espacio de almacenamiento y ancho de banda son muy bajos
  • Colocan publicidad de terceros en tu web (y por supuesto no obtendrás ingresos por ello)
  • Pondrán el nombre de su marca en tu dominio

Si quieres saber más sobre por qué no conviene contratar a un hosting «grautito», te recomiendo que leas el siguiente post: ¿Sirve usar un hosting gratuito? Ventajas y desventajas.

Ahora sí, pasemos a las opciones pagas.

El precio del servicio es importante y no debes generalizar: si es más barato no significa que sea malo, al igual que si es más caro no garantiza la alta calidad del proveedor.

Lo ideal es que busques un plan que equilibre tus necesidades con tu bolsillo. Hay tres aspectos a tener en cuenta para ahorrar dinero:

  1. Muchos servicios de alojamiento web ofrecen descuentos en función del período que elijas contratar. Generalmente, cuanto mayor sea el tiempo de uso, menor será el precio final que pagarás. Suele haber descuentos muy buenos por planes anuales, por ejemplo.
  2. Chequea cada cuánto se renuevan los precios y en base a qué cálculo (pregúntalo si es necesario).
  3. Garantía de devolución de dinero: los buenos servicios de hosting ofrecen un período en el que puedes solicitar que te reintegren tu dinero si no estás satisfech@. Busca esta información cuando elijas un web hosting. En Neolo, por ejemplo, ofrecemos 30 días de reembolso.

8. Software

Según el tipo de sitio web que necesites crear, puede que debas instalar diferentes programas, sistemas de gestión y/o aplicaciones.

En ese caso, para saber cómo elegir un hosting, debes buscar proveedores que ofrezcan planes de hosting especializados en distintos softwares.

En general, el CMS de mayor uso es WordPress y es probable que lo necesites. Por eso, asegúrate que te ofrezcan WordPress autoinstalable.

Por otro lado, si lo que quieres es crear una tienda online, tal vez debas instalar plataformas como WooCommerce, Magento o PrestaShop.

Algunos hosting vienen configurados especialmente para los programas que necesites instalar y cuentan con soporte ténico especializado en cada uno. Aprovecha ese beneficio si puedes.

9. Servicio CDN

Otro de los aspectos a tener en cuenta es saber de qué país van a provenir tus visitas. Si la gran mayoría proviene de Argentina, por ejemplo, porque tu negocio está allí y ese es su único mercado, lo normal es que escojas una empresa de hosting con servidores en Argentina.

Por otro lado, si recibes tráfico internacional, puedes elegir un servidor donde creas conveniente y solicitar un servicio CDN para servir tu sitio web desde distintas partes del mundo.

De esta forma, tu página web cargará rápidamente sea cual sea el país desde el que tus visitantes estén navegando.

Es importante elegir un hosting que ofrezca la tecnología CDN, para asegurar el alcance correcto de tu sitio web.

10. Escalabilidad

Este es otro aspecto importante que debes considerar. Asumo que, sea cual sea el proyecto o negocio para el que quieres crear un sitio web, esperas que este crezca.

Entonces, ¿qué sucede si hoy contratas un hosting pensado para tus 300 visitas mensuales y tus 3 productos actuales, pero en un año subes a 5000 visitas y tienes 5 productos nuevos? ¿Debes dejar que tu web colapse? ¿Debes empezar de nuevo con otro hosting?

Lo ideal es que tu proveedor te ofrezca un modelo escalable, en el que puedas actualizar tu servicio de hosting según tus nuevas necesidades, con más potencia de procesamiento, capacidad de memoria, almacenamiento en disco y seguridad reforzada.

Algunos servicios brindan escalabilidad automática, lo que significa que tu plan de hosting se actualizará automáticamente si tu plan actual no puede manejar el tráfico entrante / ancho de banda.

Hasta aquí con las características básicas de todo web hosting. Pero, como prometí, ahora veremos esos puntos «extra», beneficios y servicios adicionales que marcan la diferencia y te ayudarán a descifrar cómo elegir un hosting para tu web.

Bonus track: los beneficios de los mejores hosting

Dominios

El nombre de dominio se refiere a la dirección URL que tendrá tu sitio web y que será el nombre que los usuarios ingresarán en los buscadores para encontrar tu negocio online. Ejemplo: www.tumarca.com.

Para contratar un servicio de web hosting, lo primero que te pedirán es tu nombre de dominio (pues porque no hay sitio web sin dominio). En ese caso, si tú no tienes uno, tendrás que registrarlo.

Hay proveedores de web hosting que incluyen ambos servicios y ofrecen también el registro de dominio. Esto te facilita la tarea y te permite, en un mismo formulario de compra, solicitar dominio y hosting.

Correos electrónicos

Algunos hosting ofrecen correos electrónicos profesionales. ¿Cuál es la diferencia con un correo electrónico común? Que en este caso, en vez de tener una cuenta @gmail o @yahoo, tendrás tu nombre de dominio en ella.

Entonces, podrás crear un correo del tipo tunombre@tumarca.com e, incluso, todos los que tu proyecto necesite (quizás un correo por área, o uno por miembro del equipo, tú decides).

Mejor aún, hay proveedores que ofrecen esto de forma gratuita, y sus beneficios son múltiples: desde más seriedad y profesionalismo, hasta mayor seguridad para tus cuentas y mayor confianza para tus clientes.

Seguridad de tus datos

Confiar en alguien para alojar tu sitio web y todo tu contenido no es una tarea sencilla. Por eso, debes asegurarte de que al elegir un hosting, este sea capaz de proteger a sus clientes con medidas de ciberseguridad constante.

Dos aspectos clave son las copias de seguridad (o backups) y el certificado SSL.

Copias de seguridad o backups

Imagina lo que sucedería si todos tus contenidos, publicaciones y otros datos fueran eliminados como consecuencia de algún accidente o de un ataque informático.

Con un buen proveedor de alojamiento web esto ni siquiera sería una preocupación, porque ofrecen una función de copia de seguridad sólida que se realiza periódicamente tanto en el servidor como fuera de él.

Certificado SSL

El certificado SSL es que se encargará se cifrar tu sitio web y los datos de tus clientes y el de tu empresa, por lo que tu información estará protegida antes el ataque externo de un pirata informático.

Esto es especialmente útil si posees un sitio web donde los clientes deben ingresar datos confidenciales, como correo electrónico, números de tarjetas de crédito, su dirección, entre otros.

Creador de sitios web

Si no eres diseñador web, algo que seguramente te preguntes es cómo harás para diseñar tu website una vez que hayas contratado el hosting.

Por eso, un servicio que ofrezca un creador de sitios web te salvará la vida, pues es una herramienta de diseño muy intuitiva que contiene plantillas editables.

De este modo, podrás diseñar un sitio web a tu gusto con sólo clickear y arrastrar. También personalizar el template que elijas colocándole los colores de tu marca, logo, imágenes, texto y todo lo que necesites.

Email marketing

Otro punto importante una vez que has creado tu web es cómo la promocionarás. Recuerda que Internet está repleto de webs y las que destacan son las que hacen algo al respecto.

Por eso, implementar estrategias de marketing digital es esencial. Si tu proveedor de hosting te ofrece dominios, correos electrónicos y una plataforma de email marketing, es el combo completo para empezar a contactar a tus clientes reales y potenciales con propuestas personalizadas.

El email marketing tiene mucho potencial de venta, puedes aprender sobre ello en este post: Cómo vender más con email marketing.

Registro de marca

Por otro lado, si quieres que tu marca o proyecto sean tuyos y legalmente nadie pueda imitarte ni escoger el mismo nombre, logo o identidad visual, no basta ni con tener un dominio, correos o una web.

La única forma de tener propiedad legal sobre tu proyecto es con un trámite de registro de marca. En Neolo comenzamos a ofrecer este servicio para ayudar a emprendedores a avanzar con sus proyectos y llevar sus negocios a otro nivel.

¿Cuáles son los mejores proveedores de hosting?

Los mejores proveedores de hosting

Conclusión

Si has llegado hasta aquí, supongo que no sólo sabes cómo elegir un hosting ¡ya eres tod@ un/a especialista!

Espero que hayas tomado nota y que exijas calidad y buenas condiciones al momento de de definir qué hosting elegir.

Recuerda guiarte siempre con las necesidades que tiene tu proyecto y el sitio web que quieres crear.

Sabemos que hay muchas opciones por ahí, pero en Neolo estamos convencidos de la calidad de nuestro hosting, de todos los servicios adicionales que ofrecemos y de la efectividad de nuestro soporte.

Por eso, te invitamos a mirar nuestros planes de web hosting y, por qué no, crear tu sitio web con nosotros.

¡No te lo pierdas!

banner hosting