• 20 septiembre, 2022

Diferencia entre HTTP y HTTPS

Tiempo de lectura: 4 minutos

En tus tareas diarias, seguramente abrir sitios web y navegar en ellos es algo común y corriente. Quizás pocas veces te detienes a mirar la barra donde está la URL y el candadito cerrado que aparece (mira la URL de este blog) Ese candadito pequeño cerrado hace que tu conexión sea segura y que tus datos estén protegidos. Hoy te voy a contar la diferencia entre HTTP y HTTPS (el candadito cerrado)

Por el contrario, existen otras páginas donde la URL comienza con HTTP, esto quiere decir que no tienen un certificado SSL y que ese sitio puede ser vulnerado por personas o virus maliciosos. En síntesis que sus datos no están cifrados.

Qué es HTTP

El HTTP fue creado entre 1989 y 1991 por Tim Berners-Lee. Esa sería su primera versión, ya que ha ido evolucionando a través del tiempo. Tanto los sitios web como el protocolo han debido actualizarse por motivos de seguridad.

HTTP significa Hyper Text Transfer Protocol (Protocolo de Transferencia de Hipertexto) Como bien lo indica la terminología, es un protocolo que permite comunicar dispositivos con páginas web. Pero, estas conexiones no suelen ser seguras ni tampoco están cifradas.

Cada dispositivo debe usar un protocolo HTTP para conectarse a un sitio web. Esto permite que accedas a la página y que la información sea visible para ti. Pero atención porque al no tener la «S» final nos indica que no presenta un certificado SSL.

Es muy fácil de vulnerar y cualquier hacker podría ver los datos de las personas usuarias e interceptarlos.

Qué es un certificado SSL

SSL o Secure Socket Layer es una tecnología que encripta la conexión entre el navegador web y los sitios web. De esa manera toda la información está protegida. Es menos probable que un atacante la intercepte y sea vulnerada.

Explicado de un modo más técnico pero entendible, el proceso sería así: El navegador hace una petición a un sitio web, luego el servidor envía una llave pública junto con el certificado SSL. El navegador analiza esto y si es válido crea y envía una llave simétrica al servidor. Para terminar el proceso, el servidor desencripta la llave simétrica con su llave privada y envía la página junto a la llave simétrica, así el navegador desencripta los datos y puede mostrar el sitio.

Si tienes un sitio web o tienda online, sí o sí necesitas este certificado porque permitirá que las personas usuarias se sientan seguras al momento de navegar, comprar o dejar sus datos. Piensa que muchas veces colocan información bancaria o datos personales que no pueden ser vulnerados. ¡Protégelas!

Por otro lado, pero siguiendo con el porqué necesitas un SSL, te cuento que Google penaliza a las páginas que no lo tienen y ni siquiera las muestra en sus resultados. ¿Por qué arriesgarte a tanto?

Te puede interesar leer: Cómo proteger mi sitio web con certificados SSL y HTTPS

La evolución del HTTP

Todo cambia y se renueva constantemente, surgen nuevas tecnologías y también amenazas. Hoy en día a través de Internet se pueden comprar productos y servicios, hacer transacciones, adquirir criptomonedas u otras activos digitales, etc. Nuestro teléfono se convierte en una gran billetera virtual que permite no depender de efectivos o bancos.

Ante todas esas necesidades, proteger la información se vuelve clave con un protocolo más seguro y cifrado como HTTPS.

Qué es HTTPS y por qué es tan importante

Como venimos comentando a lo largo de la nota, HTTPS permite navegar de manera segura un sitio web porque toda la información es enviada por un canal cifrado, entre clientes y servidores, y no puede ser detectada por terceras personas. La S final deja en claro que el sitio por el que navegas es seguro y confiable para realizar compras o transacciones o simplemente para dejar tus datos.

Te puede interesar leer: Ciberseguridad: cómo usar una VPN

Ejemplo de HTTPS y certificado SSL.

Beneficios de los sitios con HTTPS

  • Seguridad reforzada.
  • Mayor confianza que se traduce en mayores ventas.
  • Mejor posicionamiento SEO. Google lo ama.
  • Profesionalismo y credibilidad.
  • Mayor velocidad de carga.
  • Compatibilidad con todos los navegadores.
  • Representa una web legítima que opera de forma segura.

Cuáles son las diferencias entre HTTP y HTTPS

La principal diferencia es la seguridad. En HTTP los datos no son cifrados y en HTTPS si lo están. En el primero tus datos privados pueden ser fácilmente robados. En el segundo caso puede que un hacker intercepte los datos pero los verá cifrados. Es muy difícil que pueda desencriptarlos.

Las páginas web con HTTPS son seguras y tienen un candadito cerrado y un color verde que las identifica. Esto hace referencia al certificado SSL que poseen.

Los sitios que no están protegidos no tienen candadito que los represente y además figuran en color rojo. Puesto que ponen a la persona usuaria en alerta. Además, Google no los tiene en cuenta en su página de resultados.

Diferencia entre HTTP y HTTPS, SSL y TLS

Qué es el protocolo TLS

Como se menciona en el video, el protocolo TLS (Transport Layer Secure) es más nuevo que el SSL. Sirve para encriptar los flujos de datos de Internet para que sólo los destinatarios adecuados puedan leerlos.

En este caso, el navegador web contacta al servidor, éste envía el certificado SSL (prueba que el servidor es verídico) y cuando el cliente comprueba la validez de ese certificado, envía un número aleatorio de cifrado con una clave pública del servidor. A partir de ese número, el servidor genera la clave de sesión con la que debe encriptarse la comunicación. El servidor remite la clave de sesión al cliente, de forma cifrada.

En todos los servers y planes de web hosting compartido de Neolo, tienes habilitado este protocolo.

Resumen

Aún hoy no todos los sitios web son totalmente seguros, muchos han quedado en el olvido y no cuentan con un certificado SSL. ¿Por qué puede pasar? Pues porque las personas detrás de ellos no le dan importancia, otra razón lógica no encontramos ya que hay empresas de web hosting como Neolo que brindan un servicio excelente y tienen certificados auto instalables de manera gratuita.

Protege a tus usuarios y a ti mismo contratando hoy un servicio de calidad para que tu sitio web se destaque y sea totalmente seguro. Y no permitas que Google te penalice.

¡HTTPS es lo que necesitas!

banner hosting