• 29 diciembre, 2021

Copywriting: qué es y cuáles son las mejores prácticas

Tiempo de lectura: 6 minutos

¿Has oído hablar de copywriting pero estás un poco desorientad@ con el concepto? En la actualidad, muchas personas se definen como copywriters y eso se debe a que es un área del marketing digital con alta demanda. Vincula las habilidades de redacción con la psicología y la estrategia.

¿Quieres saber de qué se trata? Sigue leyendo y te contamos todo sobre el copywriting, qué es y cómo aplicarlo con éxito.

¿Qué es el copywriting?

El copywriting consiste en aplicar una serie de técnicas para producir textos que movilicen al lector a tomar una decisión. Es todo aquello que una marca comunica por escrito y que tiene un propósito definido, así sea lograr que el usuario compre, deje sus datos, comente, comparta, recomiende, etc.

Si bien suena como una práctica 100% persuasiva, la persuasión es sólo uno de los ingredientes del copywriting. Esta debe ir acompañada de altas dosis de creatividad y estrategia. No se resume en crear botones del tipo «compra ahora», sino que también se enfoca en ofrecer soluciones para las necesidades del cliente y brindar valor agregado.

Es fundamental para la construcción de una buena relación con el público objetivo, e influye en todas las etapas del proceso de compra de los clientes, desde el descubrimiento hasta la compra e incluso la post-compra.

Además, todo lo que escribe un copywriter debe estar basado en una idea o concepto de fondo, debe ser coherente entre sí, expresar los valores y la identidad de la marca. Estos son fundamentos estratégicos que diferencian un buen copywriting de uno malo.

Un buen copywriting tiene el poder de crear e influenciar la percepción que las personas tienen sobre tu marca.

¿Qué tareas incluye el copywriting?

Repasando, el copywriting es el arte de crear mensajes -tanto simples como complejos- que apelan al lector, demostrándole lo bien que se lo conoce y la forma en que la marca lo puede ayudar a solucionar sus problemas y satisfacer sus necesidades. Esto, con el objetivo final de que realice una acción determinada.

Para elaborar textos eficaces, un copywriter tiene que llevar a cabo varias tareas fundamentales:

1. Conocer al público

Si bien los copywriters siguen principios psicológicos universales al momento de escribir, es fundamental que tengan bien claro quién es el cliente ideal de la marca o buyer persona al que se dirigen.

En especial, importa que sepan cuáles son sus necesidades, puntos de dolor, anhelos y aspiraciones, ya que allí es donde entra el discurso de la marca y el argumento de cómo esta ayudará al potencial cliente a mejorar su vida.

En síntesis, debe repasar estas tres preguntas:

  • ¿Quién es el cliente ideal? Tratar de describirlo con el mayor grado de detalle posible
  • ¿Qué problemas o necesidades tiene?
  • ¿Cómo la marca lo puede ayudar a solucionar ese problema o necesidad?
copywriting

2. Definir la voz de marca

Para que las piezas de copywriting sean efectivas, deben ser coherentes entre sí y expresar un discurso afín que pueda reconocerse en todos los canales. Para que esto ocurra, y el usuario no se enfrente a una marca con múltiples personalidades, es importante tener definida de antemano la identidad de la marca.

Las bases que el copywriter necesita para poder elaborar sus textos son una misión corporativa definida y valores y creencias claros. ¿Qué viene a ofrecer la marca al mundo? ¿Con qué valores y causas se compromete? ¿Qué la diferencia de las demás del mismo rubro? Esto ayuda a que el copywriting no sólo venda un producto o servicio sino todo un concepto de lo que la marca es y el impacto positivo que causa en la vida de sus clientes.

De esta forma, el copywriter combina un lenguaje persuasivo, con ideas y conceptos bien trabajado que buscan generar la provocación en el lector. Casi siempre, lo que el lector compra no es tanto el producto o servicio, sino la idea que asocia a esa experiencia.

Por este motivo es que dice que el copy combina las habilidades de la comunicación y la psicología.

3. Establecer propósitos y objetivos de cada copy

Antes de escribir cualquier texto, el copywriter debe hacerse dos preguntas:

  • ¿A quién se dirige el mensaje? Esto ya lo sabremos si trabajamos sobre el punto de definición del buyer persona, pero, asimismo, una marca siempre segmenta sus mensajes según el momento del proceso de compra en que se pueden encontrar los clientes. No es lo mismo escribir para los nuevos interesados que acaban de descubrirte, que para quienes te compran habitualmente.
  • ¿Cuál es el objetivo de este mensaje? Qué acción quiero conseguir a través de la comunicación: que den like a una publicación, que comenten, que se inscriban a mi newsletter, etc. En copywriting, toda comunicación tiene un propósito, sino, falta uno de los elementos que definen la disciplina. Además, una finalidad clara permite luego evaluar si el copy cumplió o no con el objetivo y en qué medida.

4. Redactar

Un copywriter redacta piezas comunicacionales de todo tipo, complejidad y longitud. Las principales son:

  • Los textos de la web: home, landing pages, descripciones de productos y servicios, etc.
  • Anuncios y publicaciones para redes sociales
  • Posts SEO para blogs
  • Textos de email marketing
  • Llamados a la acción

Además, algunas de las habilidades fundamentales para el copywriting son:

  • Buena redacción, lenguaje y ortografía.
  • Storytelling
  • Escritura persuasiva publicitaria
  • Escritura de titulares que cautiven
  • Nociones de posicionamiento SEO
  • Creatividad y estrategia

Buenas prácticas de copywriting

Hay algunos pilares básicos para hacer un buen copywriting

  1. Ofrecer valor

Partiendo del conocimiento de las necesidades y demandas de los lectores, es fácil ofrecer valor, hacer afirmaciones que toquen sus puntos de dolor pero luego le ofrezcan alternativas de solución.

2. Apelar a lo racional y a lo emocional

El copywriting utiliza un enfoque que responde a los dos grande ejes de la psiquis humana: hace referencia a lo racional, describiendo los productos y servicios con la mayor claridad posible, así como a lo emocional, estableciendo una conexión emocional que haga que el lector se imagine disfrutando de la experiencia y los beneficios.

Recuerda que la decisión de compra de la mayoría de los usuarios se dispara por mayoría de las venta se produce por razones emocionales, por lo que es muy importante saber jugar bien esta carta.

3. Estilo directo y personal

Cada vez más, queda demostrado que usar un estilo personalizado para dirigirse al usuario produce más conversiones.

En copywriting, se priorizan los textos que le hablan directamente a un «tú» usuario, de forma cercana, personalizada y cálida. Esto comunica que la marca te conoce bien y sabe lo que es mejor para ti.

Podría interesarte: Cómo hacer texto más persuasivos para llegar a más personas

4. Claridad y concisión

Muchas veces, se vincula la buena escritura con el uso de muchos términos sofisticados y frases largas. Sin embargo, en copywriting es todo lo contrario: hay que despojar al lenguaje de todo adorno y comunicar de forma directa lo más importante. Responder simplemente a lo que el usuario necesita en cada momento.

El copywriting va directo al punto de dolor para después presentar una solución. 

5. Bonus: algunas fórmulas de copywriting

Muchos copywriters se guían con fórmulas probadas, que indican ciertas formas de estructurar los textos para aumentar las posibilidades de éxito. Aquí te las dejamos:

Fórmula AIDA

  • Atención: el primer paso es captar la atención con un titular llamativo y que genere curiosidad.
  • Interés: una vez que tienes su atención -tan preciada en medio de la ola de contenidos web- despierta su interés poniéndote en su lugar y demostrándole que entiendes su problema.
  • Deseo: haz entrar tu producto/servicio como la solución al problema de tu cliente.
  • Acción: haz que pase a la acción con un llamado a la acción (CTA) atractivo.

Fórmula PAS

  • Problema: señala el problema de tu cliente en primer lugar. Demuestra que sabes cuál es y cuánto lo conoces.
  • Agitación: indaga en el problema y busca que el lector se sienta aún más identificado. Luego de indicar el problema, puedes ofrecer algunas preguntas retóricas que imiten la lógica de pensamiento del lector, las mismas preguntas que él/ella se hace. Esto aumenta la necesidad de resolverlo.
  • Solución: presenta la solución al problema con tu producto o servicio.

Conclusión

Si has llegado hasta aquí es que tienes gran interés por el copywriting. Espero que este post te haya orientado sobre sus principios y puedas iniciarte en esta disciplina. ¡Éxitos!

¿Quieres crear un sitio web? Hazlo hoy con el web hosting de Neolo

banner hosting

Shares